27 comentarios sobre “Diálogos de celuloide – Epílogo

  1. Ese tono entre cínico y pesimista me recuerda a un diálogo que aparece en la noche se mueve:
    Gene Hackman es un detective de la vieja escuela que está viendo un partido y su mujer, que le engaña con otro, le pregunta: – “¿Quién gana?”.
    A lo que él responde con ese mismo tono que decíamos antes y repondiendo tanto a esa pregunta como a sí mismo: – “Nadie. Unos pierden más rápido que otros”.

    Una lección de guión en toda regla. Un saludo.

  2. La frase no está mal, pero no puedo estar de acuerdo con ella: me parece pesimista y reduccionista en exceso. Aunque como base de partida de un guión, seguramente sería muy productiva. Iba a dar algún ejemplo contrario, pero la modorra me lo impide. Otro día, quizás, o nunca… .-)
    Saludos.

  3. Gracias, Magda. La película es una epopeya sobre el juego creativo, las dudas, las contradicciones y la pasión por narrar. Y sus trampas. Cuando Paco Rabal pronuncia esta frase, no sólo está hablando de la obra que está escribiendo.
    Un abrazo enorme
    PD: por cierto, ¿no se pueden dejar comentarios en tu blog?

    Me descubro (aún más) ante semejante monumento de guión. Una gran verdad, aguda, lúcida, tremenda.
    Gracias por la lección. Un saludo.

    Pues sí, Minerva. Por desgracia.

    Malvisto, no hubiera podido poner este diálogo un día mejor que éste. Ha sido para los leones, de verdad.
    Abrazos

    Josep, ya sabes lo que dicen, que un pesimista es un optimista con experiencia… ¿Te lo impide la modorra o es que de repente te pones a pensar y no encuentras ninguna? Ya me contarás.
    Un abrazo

  4. ¡Ufff! Eso es difícil de rebatir, y cómo “pincha” xD, hoy me pilla feliz (fin de exmámenes, ¡¡AL FIN!!), pero a mi vena irónica y un tanto pesimista le ha encantado.
    Besos.
    Rosa.

  5. Me alegro de que tú por lo menos tengas algo que celebrar. Hoy ha sido un día nefasto. Yo ya me olía que no iba a ser bueno, pero ha sido mucho, mucho peor. Y mañana promete ser igual. Resignación.
    Somos todos unos cínicos.
    Besos

  6. Sonrío por tu comentario en mi blog… y me explico;

    No has sido la primera persona que ha caído en ese detalle a la hora de comentar. Ante la inquietud de una comentarista anterior, y con respecto a los dos corresponsales españoles, fui a su blog y le dejé el comentario que ahora reproduzco:

    “La princesa, que parece que en dos días ha madurado hasta la constatación de su propia personalidad, se empeña en bajar a saludar personalmente a los miembros de la prensa internacional. Periodistas de todas las naciones, van dándole la mano. El único que se la besa cuando llega su turno, es un hombre bajito, calvo y de nariz aguileña. Se presenta así;

    – Cortés Cavanillas. De ABC, Madrid.

    Ese hombrecillo preced a un periodista que por el acento parece israelí, y éste, al fotografo y amigo socarrón de Bradley, quien a su vez precede a otro periodista bajito (éste con pelo engominado, gafas de pasta y carita de poca cosa) que se presenta diciendo;

    – Oriol Grau. La Vanguardia. Barcelona.”

    Era cierto por tanto tu recuerdo.

    Saludos.

  7. Pues, fíjate que a mi se me hace que en general esos dos tipos de grandes historias sólo sirven para la literatura y el cine; que la realidad se nutre más bien de historias a medias tintas, por una sola razón, porque las grandes historias son invivibles.

  8. Qué actriz interpretaba a la criada de Rocabruno? Tengo la sensación de que tenía una criada, alguien que vivía con él, que cuidaba de sus manías y de sus miedos. ¿Verdad? Recuerdo con sinuosa inquietud ese personaje, mitad enamorado del señor, mitad ausente,…

  9. Luisa, o sea, que estamos condenados a no vivir grandes historias. O a no darnos cuenta de cuándo son grandes…

    Raúl, Sandra Toral. Tampoco ha hecho gran cosa en el cine después. El personaje es entre ingenuo y tosco. No es de lo mejor de la película, ni su interpretación tampoco.

  10. Cierto, Sandra Toral.
    Busco, ahora que me refrescas la memoria, y encuentro que es la directora de una escuela de interpretación en Madrid.
    Coincido plenamente contigo en cuanto a la interpretación. Creo, ahora, que además es precisamente esta tsoquedad lo que me bailaba en la cabeza como chispa del recuerdo.
    Mal papel, pero tengamos en cuenta que si Gonzalo Suárez, buen director y casi que mejor escritor (reecomendarte “Yo, ellas y el otros” de Ed. Areté es una obligación) no tiene precisamente su fuerte en la dirección de actores, sino que más bien se ha sabido rodear de algún que otro monstruo y lo ha dejado hacer; puede entenderse este borrón en tan “peculiar” película.
    Salud.

  11. Ya he leído (un poco cotilla que soy) que hoy has tenido un día horrible… Como no puedo hacer otra cosa te invito a una caña para cuando vengas por Madrid. ¿Te hace? … Y por lo demás, siempre me consuela que este día no vuelve… porque lo de “mañana será otro día” si ves que va a ser tan malo como el de hoy, consuela poco… Y después de esto… tiene que haber una historia por ahí que termine bien y sea buena… donde los personajes que se quieren se encuentren y los que no, pues no… jajajajaja…

    Besazos guapo!

  12. Jo, Noe, tampoco es eso… Estamos necesitados de finales felices. La vida rara vez los tiene.

    Raúl, estoy de acuerdo. No hay más que ver a Hugh Grant y Elizabeth Hurley en “Remando al viento” y comparar con José Luis Gómez.
    Saludos

    Missing, se agradece. Tomo nota. De todos modos, pensando, pensando, molan más las historias que acaban mal, ¿no?
    Besos y te cojo la palabra

  13. Estoy completamente de acuerdo con la frase. El ser humano tiene la bendita facilidad de complicarlo todo y sobre todo esa maravillosa manía que tenemos de desear lo que no tenemos o no debemos. Me entristecen los finales tristes, pero mucho más los felices ¿Ves? Somos absurdos…

    Besos

  14. Depende de para qué, porque si es para el cine una historia triste queda mejor sin duda en la gran pantalla con música increscendo con la última frase que da colofón y sentido al resto de la película (veáse Casablanca para esto)… pero para andar por casa prefiero que termine bien jejejje me apetece un final feliz para variar a ser posible este verano jajajajja

    Besos y lo de la caña está hecho!

  15. Llego tarde espero este día haya sido mejor. El texto me recuerda una canción que escuché ayer “For now” de la obra teatral “Avenue Q” (no sé si quede si no este es el enlace http://www.youtube.com/watch?v=XJdcROXeaWc )

    PRINCETON:
    Why does everything have to be so hard?

    GARY COLEMAN:
    Maybe you’ll never find your purpose.

    CHRISTMAS EVE:
    Lots of people don’t.

    PRINCETON:
    But then- I don’t know why I’m even alive!

    KATE MONSTER:
    Well, who does, really?
    Everyone’s a little bit unsatisfied.

    BRIAN:
    Everyone goes ‘round a little empty inside.

    GARY COLEMAN:
    Take a breath,
    Look around,

    BRIAN:
    Swallow your pride,

    KATE MONSTER:
    FOr now…

    BRIAN, KATE, GARY, CHRISTMAS EVE:
    For now…

    NICKY:
    Nothing lasts,

    ROD:
    Life goes on,

    NICKY:
    Full of surprises.

    ROD:
    You’ll be faced with problems of all shapes and sizes.

    CHRISTMAS EVE:
    You’re going to have to make a few compromises…
    For now…

    TREKKIE MONSTER:
    For now…

    ALL:
    But only for now! (For now)
    Only for now! (For now)
    Only for now! (For now)
    Only for now!

    LUCY:
    For now we’re healthy.

    BRIAN:
    For now we’re employed.

    BAD IDEA BEARS:
    For now we’re happy…

    KATE MONSTER:
    If not overjoyed.

    PRINCETON:
    And we’ll accept the things we cannot avoid, for now…

    GARY COLEMAN:
    For now…

    TREKKIE MONSTER:
    For now…

    KATE MONSTER:
    For now…

    ALL:
    But only for now! (For now)
    Only for now! (For now)
    Only for now! (For now)
    Only for now!

    Only for now!
    (For now there’s life!)
    Only for now!
    (For now there’s love!)
    Only for now!
    (For now there’s work!)
    For now there’s happiness!
    But only for now!
    (For now discomfort!)
    Only for now!
    (For now there’s friendship!)
    Only for now (For now!)
    Only for now!

    Only for now! (Sex!)
    Is only for now! (Your hair!)
    Is only for now! (George Bush!)
    Is only for now!

    Don’t stress,
    Relax,
    Let life roll off your backs
    Except for death and paying taxes,
    Everything in life is only for now!

    NICKY:
    Each time you smile…

    ALL:
    …Only for now

    KATE MONSTER:
    It’ll only last a while.

    ALL:
    …Only for now

    PRINCETON:
    Life may be scary…

    ALL:
    …Only for now
    But it’s only temporary

    Ba-dum ba-dum
    Ba-dum ba-dum
    Ba dum ba-dum
    Ba-da da da da
    ba-da da-da da da-da
    Ba-dum ba-da, ba-dum ba-da
    ohhhh-

    PRINCETON:
    Everything in life is only for now.

    un gran abrazo

  16. Qué me vas a contar a mi, Mónica, sobre finales tristes y apetitos erróneos… Yo tengo un máster en absurdos.
    Besos

    Te tomo nota, Missing. Lo de los finales felices es imprevisible. Por otro lado, ¿crees que Casablanca termina mal? Yo no. Y no lo digo por el presunto rollito gay entre Humphrey y el inspector Renault…
    Besos

    Jo, Alba, muchas, muchísimas gracias por este regalo, desde luego completa el diálogo que puse yo, le da cien vueltas expresando lo mismo. Qué suerte poder contar con gente que sabe tanto y atesora tanta sensibilidad. Así da gusto; es imposible que los días no empiecen a ser estupendos de nuevo.
    Abrazos

  17. Jajaja… Si te soy sincera es un final que no entiendo, tal vez sea porque no me identifico con ellos en el sentido de que no comprendo porqué no hacen lo que quieren hacer y no lo que deben hacer, si el mundo se ha olvidado de ellos ¿por qué no que se olviden ellos del mundo?. Me quedé con esa sensación cuando la vi por primera vez, tal vez si la veo ahora, puede que los entienda.

    Besos

  18. Quizá, Missing, es porque, aunque a veces soñemos con ello, no podemos olvidarnos del mundo. Estemos donde estemos, siempre termina alcanzándonos. En cualquier caso, ellos son unos perdedores, y forma parte de su encanto. Quizá entenderlos no depende tanto de una comprensión racional sino de una sensación que puede partir de la experiencia propia, de la edad. Yo los entiendo.
    Besos

  19. Que enormes son las reconstrucciones de los geniales relatos del libro “Gorila en Hollywood” que aparecen en el filme: el del niño con complejo de Edipo; el duelo entre Ditirambo y Rocabruno con el surreal diálogo:
    “-¡Usted mordió a mi perro!
    -Porque su perro mordió al mío…”; etc.
    Y el de los boxeadores que van a zurrarse a muerte a La playa de Gijón.
    Y que sensacionales está Francisco Rabal, José Sacristán y Charo López. Como magnífica és la fotografía de Carlos Suárez, hermano del director.

    Si puedo aclararle algo a Missing, aunque no sé si servirá de mucho mi opinión:
    Yo creo que los dos hombres y su musa viven refugiados en un infierno intelectual y pedante en el que están condenados a seguir una y otra vez, como una reencarnación para los hindúes, o la rueda dónde un hámster dá vueltas sin llegar a ninguna parte. Solo el personaje de Francisco Rabal se libera de este infierno cuyo fín parece ser hacerse con el premio Nobel de literatura; o tal vez este sea el comienzo de un nuevo infierno.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .