20 comentarios sobre “In memoriam – Tony Curtis

  1. Bueno, Cyndie, fue más gran estrella que gran actor.

    Me alegro de que digas eso, Larraz, a mí me pasaba lo mismo. Especialmente en “El estrangulador de Boston”.

    He de confesar, Marcos, que a mí siempre me gustó más bien poco. Para mí, lejos de ser el “príncipe de Hollywood” como muchos lo titulan hoy, fue una estrella de segundo nivel, más por nombre que por currículum. Aunque se hiciera inmortal con Wilder, claro.

  2. ese careto es puro cine…y perversión.
    Supongo que Tony se lo ha pasado muy bien en la vida, probando todo lo que ponían al alcance de esos labios tan delineados.
    No se si descansará en paz, pero debe haber llegado muy agotado a su último suspiro.

  3. A mí Tony me sorprendió cuando se alejó de sus papeles de niño bonito, galán y aventurero. Le tengo en mi particular olimpo de actores sobre todo por Chantaje en Broadway (peliculón con un Burt Lancaster genial. Los dos realizan un duelo interpretativo increíble y Tony alcanza una nota altísima) y, por supuesto, por Con faldas y a lo loco. Tengo que revisitar El estrangulador de Boston, es una buena ocasión. Con mi amado Burt también estaba bien en la aventura circense y triángulo amoroso en Trapecio. Tenían química. Y ahora que recuerdo habrá que revisitar Fugitivos. Y, por último, te lo crees como ese esclavo sensible y bonito como él solo que claro enamora al malvado Laurence Olivier como romano perverso que igual le gusta una caracola que una ostra.

    ¿No os recuerda físicamente y en el tipo de actor a Cornel Wilde (también fue memorable trapecista en una de circo)?

    Besos
    Hildy

  4. Yo creo, amigo Dante, que si le dieran a elegir, no escogería la paz…
    Abrazos

    Efectivamente, ¡menudo olvido! “Chantaje en Broadway”, ahí está inmenso.
    Besos.

    Pues fíjate, Inma, que a mí sea peli es, más allá de tres o cuatro escenas magníficas, de las que a mí, ni fu ni fa. Y ya siento decir algo así de Wilder…

  5. Creo que, con tu precisión habitual, lo has definido fenomenalmente, compa Alfredo; más estrella que actor, sin duda alguna. Y, sobre todo, un hombre que tuvo un declive profesional demasiado acusado (aunque no es fácil mantener el tipo en ese despiadado mundo en que él se movía…). En fin, otro que se va (ley de vida, inapelable…).

    Un fuerte abrazo y buen fin de semana.

  6. Nos hizo soñar, que no es poco, en aquéllos cines de barrio malolientes y asfixiantes en verano. Recordad, además “La carrera del siglo”…
    Descanse en gloria.Amén

  7. Gracias, Manuel, creo que es la descripción que mayor justicia le hace, sin que eso suponga ningún demérito respecto a sus grandes interpretaciones puntuales, claro.
    Abrazos

    En esa peli, Mayusta, el tipo se autoparodiaba; eso requiere inteligencia, sentido del humor, y ser un gran actor.
    Y yo que te hacía camino de tomar los hábitos…

  8. Personalmente, me quedo con “Chantaje en Broadway”. He de reconocer que los personajes de “listillo”, típicos del cine americano, no me gustan demasiado, y Curtis solía encarnarlos con asiduidad. Pero una pena, sí.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .