Diario Aragonés: En un mundo mejor

Título original: Haevnen

Año: 2010

Nacionalidad: Dinamarca / Suecia

Dirección: Susanne Bier

Guión: Anders Thomas Jensen

Música: Johan Söderqvist

Fotografía: Morten Søborg

Reparto: Mikael Persbrandt, Trine Dyrholm, Ulrich Thomsen, William Jøhnk Nielsen, Markus Rygaard, Bodil Jørgensen, Toke Lars Bjarke, Camilla Gottlieb, Satu Helena Mikkelinen

Duración: 110 minutos

Sinopsis: Anton es un médico danés que trabaja en un campo de refugiados africano durante un conflicto armado en el continente. Su esposa y su hijo, que sufre acoso escolar, viven en Dinamarca. Christian es un muchacho que, tras la muerte de su madre, ingresa en el mismo colegio. Ambos se hacen amigos, pero la propensión de Christian de expresar su dolor y el alejamiento de su padre a través de la violencia va a marcar su amistad y el devenir de los acontecimientos, hasta el punto de que la vida de Anton se ve sacudida por una crisis de valores.

Comentario: Tras una filmografía discreta pero constante entre Suecia y Dinamarca durante los años noventa, el contacto de Susanne Bier con Zentropa, la productora de Lars Von Trier, la puso en el mapa del cine europeo y mundial con títulos como Hermanos (Brødre, 2004), con remake norteamericano incluido, Después de la boda (Efter brylluppet, 2006) y, filmada en Hollywood, Cosas que perdimos en el fuego (Things we lost in the fire, 2007). Su obra, caracterizada por un exquisito tacto visual, una estilizada pero austera puesta en escena y unas historias sembradas de desencuentros sentimentales, afectivos y emocionales, enorme sensibilidad y profundidad psicológica, ha contribuido decisivamente a poner de actualidad de nuevo el un tanto olvidado cine escandinavo en las carteleras de medio planeta. Con En un mundo mejor ha conseguido el Oscar a la mejor película de habla no inglesa de la edición de 2010, lo que ha incrementado las expectativas respecto a su nuevo proyecto, All you need es love, prevista para 2012 y con Pierce Brosnan como protagonista.

La película contiene las notas distintivas del cine de Bier ya comentadas, construye una historia de personajes creíbles, profundamente humanos, atenazados por los problemas, los traumas, los complejos y los silencios, ansiosos de una vía de escape (el “exilio” voluntario en África, el empleo de la violencia, los negocios en el extranjero, la búsqueda de aceptación entre los compañeros del colegio…) que les permita sentirse plenos, en buena relación con la vida [continuar leyendo].

Anuncios

8 comentarios sobre “Diario Aragonés: En un mundo mejor

  1. Suena interesante,pero cada vez que te leo cuando escribes para el Diario Aragonés no me deja seguir.Acciono en continuar leyendo y sólo me sale el título y la imagen y me quedo a medias.
    Un fuerte abrazo.

  2. Eso es por culpa del navegador de Interner, Francisco, ya lo siento. Hay quien con Internet Explorer le da problemas la lectura de la web de Diario Aragonés, en cambio, con Mozilla Firefox no suele haber problema.
    La película, sí, es interesante.
    Abrazos.

  3. A mí la Bier me llega hondo y esta película lo ha vuelto a lograr. Me he quedado a medias con la crítica (no me funciona el Mozilla porque nunca lo uso…, tendré que actualizarme) que pintaba ser muy buena.

    Para mí refleja muy bien la crisis de planteamientos (porque la crisis no es sólo económica, es social, política, moral…) en el que estamos sumidos y el tema de la violencia presente siempre y cómo enfrentarse a esa violencia. Y cómo transmitir una cultura de paz, de diálogo, y sin violencia a los más pequeños que, sin embargo, se ven rodeados de ella. Y cómo los mayores pueden transmitir esos valores de paz, diálogo, arreglo del conflicto… sin acudir a la violencia o sin sentirse tan perdidos como los pequeños.

    Hay dos escenas clave y dos escenas brutales: la visita del padre con los niños al mecánico y en el campo de refugiados el momento del clímax cuando el doctor termina derrumbándose porque permite que ocurra algo (y es fuerte porque yo entiendo totalmente su actitud y el momento en que lo permite pero también su derrumbamiento).

    Aunque la película es una tragedia (como acostumbra Bier) finalmente da una pincelada de luz al caos provocado.

    Besos
    Hildy

    Creo que esto ha sido una empanada mental pero espero que algo se entienda.

  4. Se entiende todo, mi querida Hildy. Es un cine de una profundidad y de una intensidad tremendas, pero además construido desde la sencillez. Aquí también hay densidad, quizá hasta demasiada, y un metraje quizá excesivo. Pero el punto de vista de observación de esta sociedad, tal como lo cuentas, es tan aterrador como esperanzador.
    Besos

  5. No he visto la peli, compa Alfredo, pero sí dos de las precedentes de su directora, y a las que haces mención en tu texto: Hermanos (que me impactó enormemente, y de la que no he visto -y casi prefiero ni ver, por si las moscas…- la nueva versión usamericana) y Después de la boda (que, además, revisé hace muy poco, y me volvió a encantar). Por lo que cuentas, ésta también merece la pena, y mucho, pese a esas objeciones (¿y cuándo no las hay?) que sobre su ritmo y metraje expresas (por cierto, y te lo digo “zin acritú”, tengo ganas de leerte algún día un texto sobre una peli ante la cual, desarmado y cautivo, te entregues rendido y sin el más mínimo “pero” -aunque me temo que lo tengo chungo, ¿no…?-). En fin, tonterías mías…

    Un fuerte abrazo y seguimos trasteando.

  6. Querido Manuel, comento los temas del ritmo y el metraje porque están ahí, y porque inciden en la manera de percibir la película, y creo que no del todo positivamente, por más que ésta merezca reposo y reflexión.
    Por otro lado, y ya que lo comentas, es muy difícil encontrar comentarios míos en los que me muestre cautivo y desarmado cuando de estrenos actuales hablamos. Sin embargo, en esta misma escalera, sin salir de ella, tienes un buen puñado de ellos. Me vienen a la memoria, por ejemplo, el de “El regreso”, de A. Zingatsiev o “Deseando amar”, de Wong Kar-Wai, por no hablar de Hitchcock, pero hay muchos otros… Creo.
    De todos modos, la perfección no existe, ni en mis comentarios ni en los objetos comentados y, creo que la observación rigurosa de pros y contras, lejos de entusiasmos cegadores, es, aparte de didáctico, creo, obligatorio. Y es algo que la crítica oficial ya no suele hacer, por exceso o por defecto.
    Abrazos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s