In memoriam – Nagisa Oshima

El imperio de los sentidos (1976), El imperio de la pasión (1978), Feliz Navidad, Mr. Lawrence (1983)…

Anuncios

6 comentarios sobre “In memoriam – Nagisa Oshima

  1. Hola, Alfredo, buenas noches; aún recuerdo la primera vez que ví El imperio de los sentidos. Fue en pantalla grande, en un multicines de Sevilla (el Avenida, un cine que siempre ha tenido -y aún tiene- una programación bastante ecléctica, con cierto gusto por el cine menos mayoritario), allá por el año 1981, y la impresión que me causó fue tremenda. No por el sexo, tan explícito, que también, sino por la crudeza de su final; aún hay noches en que me despierto con sudor frío y llevándome las manos a salva sea la parte pensando en el escalpelo de mi amiga. Después la he visto un par de veces más, en pantalla pequeña, pero ya no fue lo mismo. En fin…

    Un fuerte abrazo y hasta pronto.

  2. Hombre, Manuel!! Ya te echábamos de menos…!!
    Estas cosas son para verlas en pantalla grande, en efecto, porque el tamaño sí que importa, y mucho. En pantalla pequeña, pues eso, todo más pequeño.
    Por cierto: conozco esos cines. Una costumbre cuando visito una ciudad es ir a uno de sus cines, y en Sevilla, hará unos cinco años, tocaron esos.
    Abrazos, y que sea pronto.

  3. D. E. P.

    Yo también recuerdo eso, también … Y la atmósfera de “Feliz Navidad, Mr. Lawrence”, entre sus protagonistas … bañada por la música de Ryuichi Sakamoto.

  4. ¿Queda algún director japonés de interés que esté vivo y activo? Antaño seguía al escritor Haruki Murakami y ahora acaba de publicar la editorial Tusquets una novela de los ochehta:Baila,baila,baila, y, sinceramente,cada vez me gusta menos.
    Sí, El imperio de los sentidos resultó ser una película que veíamos cuando salió el invento VHS y nos reíamos porque no la entendíamos mis amigos y yo,sobre todo cuando el tipo le huele el chumino a aquella vieja.

    Abrazos

  5. Esa música de Sakamoto, Celebes, es imprescindible. Pesa más que la propia película.

    Muy gráfico tu recordatorio, Paco, de lo más gráfico…
    Algún japonés tras la cámara queda (pregúntales a los fans del cine de terror nipón, a los de Kitano o a los cachorros de ese cine minimalista asiático que sigue llevándose hoy en día), pero, obviamente, no llega a la altura de los clásicos, especialmente de la tríada estelar del cine japonés (Kurosawa, Ozu, Mizoguchi), ni siquiera al escalón siguiente (Inagi, Oshima, Imamura, Yamada).
    Nunca he picado con Muramaki; no sé, nunca me dio buena espina.
    De Bowie, lo mejor que ha hecho en cine, sin duda. Y además no canta…
    Abrazos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s