Cerrado por vacaciones: Hollywood holidays (1946)

Queridos escalones: llega el paréntesis veraniego, y un servidor aprovecha para viajar cómodamente en el tiempo, en el espacio y en los sueños…

Buster-Keaton-620x492

…hasta un tranquilo y encantador hotelito…

psycho

…famoso por su excelente servicio de habitaciones y su buena comida…

hitch

…y cerquita del mar, para, en buena compañía…

l_26064080-9e3c-11e1-a1f1-291ab7e00002

…entregarse a los sanos placeres del periodo estival.

frankenstein_surfing

¿Que dónde está ese lugar? A golpe de clic, y décadas atrás:

El becario se queda de guardia, así que la dirección declina su responsabilidad por lo que pueda publicarse en esta portada durante estas semanas.

Becario_39

Felices vacaciones a todos los escalones.

Anuncios

17 comentarios sobre “Cerrado por vacaciones: Hollywood holidays (1946)

    1. En realidad, mi querida Hildy, ya sabes que es un descanso bloguero, y de nada más, de momento. El cine no para, y leer de cine, tampoco.
      Y también sabes que la puerta, en vacaciones, no se cierra del todo, se queda entreabierta…
      Besos

  1. Hola, Alfredo, buenas tardes; vicisitudes informáticas (he cambiado el equipo y ando manga por hombro con configuraciones, gráficas, ficheros y toda la parefernalia de rigor) me tienen casi fuera de combate, pero veo que aún llego (casi) a tiempo para desearte unas muy felices vacaciones (que espero pases, cuanto menos, igual de bien que toda esa galería de ‘birchos’ con que ilustras tu graciosa reseña). Disfruta, descansa y haz cuanto te plazca.

    Un fuerte abrazo y hasta pronto.

    1. Muchas gracias, mi querido Manuel, aunque, de momento, son vacaciones internáuticas, que no reales… Pero todo se andará.
      Hay que recargar baterías, oxigenar ojos y mente, y ver mucho mucho cine para la temporada que venga.
      Pero seguiré dejándome caer por casa de los amigos.
      Abrazos

  2. Merecido descanso aunque, de momento, no sea total.
    Descansa, querido amigo, y haz lo que más te guste. Pero vuelve no nos dejes huérfanos de este maravilloso BLOG.
    Saludicos.

  3. Entro en Internet para revisar el correo donde no hay nada a excepción de InfoJobs.net Ofertas donde me ofrecen cuidar unos perros de unos millonetis que se van de vacaciones. En fin, que aprovecho para decirte que tengas unas buenas vacaciones, amigo.

    Keaton, Frankenstein, el gordo, el Motel Bates y el viejo Holliwood; no está nada mal, incluso ese niñito que ya apunta lo que quiere ser de mayor, genial. Lo del sulfero también me gusta. Aquí en Mataró hay una auténtica fiebre y muchas veces me voy a un falso malecón para verlos y reírme de lo lindo. Esos desgraciados están todo el día esperando una ola del Pacífico y no se han dado cuenta que el Mediterráneo es un mar pequeñito y cerrado. En fin, tengo anécdotas para parar un tren. Y para finalizar, el otro día en Calafell, estaba yo algo borracho (la culpa de Álex que no paraba de traerme cubatas gratis), pues bien, de repente veo pasar al gran Josep Maria Pou. Abrí más mis ojos entrecerrados. No puede ser, me dije. Pues sí. Iba en pantalón corto, jersey de marinero franquista en agua dulce, calcetines blancos hasta las rodillas (muy estirados, sin una arruga) y unas deportivas compradas en un bazar chino. Caminaba como un zombi y los cuatro pelos que le quedan en el cogote mojados e inhiestos. Entró en el restaurante La espineta regentado por la hija de Carlos Barral. Salió como un toro de la ganadería de Miura y desapareció entre la calima. En fin, que quiero estar de vacaciones sin ver nada, darle una vacancia a la mirada y no hay manera, amigo Alfredo. Espero, al menos, ver en Edimburgo algunos fantasmas de mi infancia.

    Y nada más. Cierro el portátil que no veas lo bien que se está sin el puto blog y el estúpido tiempo ganado. Por cierto, Patricia Highsmith…

    Fuerte abrazo.

  4. Acabo de verlo: abres el portátil, y Patricia Highsmith te envía desde Edimburgo un correo a través de InfoJobs con un curro para que este verano cuides de José María Pou mientras hace surf con la hija de Carlos Barral en un bazar chino…
    Creo que veo demasiadas películas…
    Abrazos, amigo, y sigue con ese descanso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s